Ciencia1.com - Ciencia y Tecnología - Ciencia, tecnología, educación y Libertad. Noticias y artículos de ciencia y tecnología, videos e imágenes, blogs de Ciencia y tecnología, directorio y enlaces. Recursos, reportajes, guas, biografías y notas de ciencia y tecnología
Directorio|Noticias|Artículos|Videos|Imágenes|Blog|Libros|Exposiciones    
Traducir/translate:






Artículos | Humanas | Historia

El largo trecho entre Alfaro y Correa

Por Daniel Crespo

Estamos a escasos días de recordar los 100 años de la 'hoguera bárbara' y la propaganda oficial, alimentada desde el mismo mandatario, se ha empeñado en demostrar que, en este país, solo ha habido dos presidentes revolucionarios: Eloy Alfaro y el mismo Rafael Correa.

Publicado: Viernes, 27/1/2012 - 14:43  | 3945 visitas.

Eloy Alfaro fue liberal, no socialista
Eloy Alfaro fue liberal, no socialista
Imagen: Agencias / Internet
Bookmark and Share

Tamaño: Letras NormalesLetras MedianasLetras Grandes

Nadie más ha hecho nada digno de mención o recuerdo, y si bien entre ellos medra una serie de “largas noches” (la última, se supone, la neoliberal), sin embargo los une, de acuerdo con la misma propaganda, una serie de ideales que se desplazan nítidamente del alfarismo al socialismo del siglo XXI.

Como tamaño despropósito hiere a cualquiera que tenga un conocimiento mínimo de quién fue Alfaro y quién es (o pretende ser) Correa, en estos últimos días me he puesto a pensar en dónde radica la presunta filiación que los une, en cuál es la base de tan firme convicción entre los miembros de Alianza País y en especial del presidente Correa, que ha hecho de su identificación con Alfaro una constante más de sus cansinas intervenciones.

Pues bien, lo primero en lo que me puse a pensar fue en sus antecedentes: Alfaro, manabita, era hijo de un republicano español que amasó una buena fortuna dedicado a la exportación de sombreros de paja toquilla, estableciendo fuertes nexos comerciales con Panamá (el hecho de que la esposa de Eloy Alfaro y que la mayoría de sus descendientes sean de esa nacionalidad no es mera coincidencia). De hecho, el mismo don Eloy fue un activo comerciante, lo que le permitió financiar sus campañas militares o apoyar económicamente a Juan Montalvo. Por su parte, Rafael Correa, hijo de un miembro de la clase alta guayaquileña, venido a menos y empobrecido, es un economista de clase media, pero a diferencia de Alfaro, que fue un activo comerciante (un empresario capitalista, diríamos hoy) tiene poca o nula experiencia en el mundo real del intercambio comercial; lo suyo es la teoría y el desempeño burocrático.

Pues bien, por aquí nada. ¿Qué hay de su pensamiento político? Se ha escrito mucho sobre el liberalismo practicado por Alfaro, el llamado liberalismo radical ecuatoriano. Mucho énfasis se suele poner en el “radical”, pero no olvidemos que, ante todo, es liberalismo. ¿Qué tiene que ver el liberalismo con el socialismo del siglo XXI? Pues para cualquier observador bien intencionado, poco o nada. Pero veamos de manera más detallada en qué coincide la práctica política de uno y otro personaje. Alfaro, desde joven, se identificó con el liberalismo anticlerical, siempre fue un “matacuras”. Correa por su parte, más allá de ser un católico practicante (o al menos dice serlo; en todo caso, de ser así, es algo muy respetable), parece que nunca entendió la premisa básica de la Revolución Liberal: separar a la Iglesia del Estado. Mientras que este fue el máximo logro de la revolución de 1895, plasmado, entre otros documentos, en la Ley de Cultos de 1904 (aprobada durante el primer gobierno de Leonidas Plaza), el presidente Correa hace algunos meses se enfrascó en medio de una disputa administrativa de competencia exclusiva de la iglesia católica: al calor de la polémica que suscitó entre la población de Sucumbíos la sustitución de los carmelitas descalzos por los heraldos del Evangelio, intervino, juzgó y amenazó, a fin de que la iglesia católica en esa provincia funcione bajo sus parámetros, en un espectáculo digno de la Edad Media (me hizo recordar la querella de las investiduras entre el papa y el emperador), pero no de un Estado laico del siglo XXI.

¿Y qué podemos decir de su visión de las relaciones exteriores? Eloy Alfaro no fue un nacionalista ultramontano y antiimperialista, chauvinista hasta lo absurdo, como sí lo es Rafael Correa. Veamos: Alfaro, como buen liberal, dio mucha prioridad a la apertura del Ecuador hacia el mundo, y las relaciones con los Estados Unidos y la Gran Bretaña (las potencias hemisférica y mundial, respectivamente, de ese entonces) le eran fundamentales. Incluso en este sentido se puede entender el establecimiento de la libertad de cultos en el Ecuador, ya que, más allá de legitimar a los pequeños núcleos protestantes que había ya desde la independencia, lo que se esperaba era estimular la llegada de misioneros, colonos, comerciantes, inversionistas y emprendedores de todo tipo desde estas dos potencias hacia el Ecuador. De hecho, su compromiso con la inversión extranjera, eso sí, pensada para el desarrollo del país, fue tan alto, que su magna obra, el ferrocarril Guayaquil-Quito (empezado por García Moreno, hecho en el que ahondaré luego), estuvo en manos de la empresa estadounidense The Guayaquil and Quito Railway Company hasta 1946, cuando fue nacionalizada por Velasco Ibarra. Bajo los parámetros ideológicos del gobierno actual, me pregunto si esto no es poner en peligro nuestra altiva soberanía…

Alfaro también propugnó por mantener excelentes relaciones con España. No solo apoyó la solicitud al rey Alfonso XIII para que designe un árbitro para dirimir en el diferendo territorial con el Perú (1904), sino que siempre se refirió a ella en términos de que, pasado el conflicto independentista, los lazos naturales entre España y sus antiguas colonias se fortalezcan y profundicen. Veamos qué dijo don Eloy Alfaro durante su discurso pronunciado el 10 de agosto de 1906, con motivo de la inauguración del monumento a la Independencia:

“Terminada la magna lucha prevalecieron los sentimientos de fraternidad entre peninsulares y latinoamericanos: y el Ecuador fue la primera de las naciones emancipadas que, movida de filial afecto buscó la reconciliación con la madre patria. Ni de esta, ni de nuestros padres la culpa del formidable duelo que dio por resultado la independencia: España siguió la senda del extraño derecho de gentes de aquella época; y la América, sin tiempo, llegado el momento de su emancipación, resolvió conquistarla con la espada. Cada cual luchó por sus ideales; y el triunfo y la gloria de los americanos, probaron al mundo que eran también dignos hijos de la heroica madre de los Cides y de los Velardes. España nos dio cuanto podía darnos, su civilización; y, apagada ya la tea de la discordia, hoy día, sus glorias son nuestras glorias, y las más brillantes páginas de nuestra historia, pertenecen a la historia española”.

Me pregunto, ¿sabrán los ideólogos, indigenistas y anticolonialistas, de Alianza País, de la existencia de este discurso y muchos documentos más de este tenor? ¿Sabrá Rafael Correa que Eloy Alfaro no odiaba a España, antes bien, sentía que éramos herederos de sus glorias?

Y qué decir del reciente y desesperado estrechar de relaciones entre el Ecuador y la república islámica de Irán. Jamás comprenderé cómo se pretende encajar en el legado alfarista (liberal y laico) el fortalecer lazos con un Estado fundamentalista islámico. Alfaro se enfrentó al Vaticano y cambió para siempre las relaciones entre el Estado y la Iglesia en el Ecuador, para que cien años después, Correa busque cobijo a la sombra de los ulemas chiítas que gobiernan un país donde a las mujeres aun se las mata a pedradas ante la mínima sospecha de adulterio.

¿Será que se asemejan en la manera que comprenden su estadía en el poder como parte de un proceso histórico mucho más amplio? Lo dudo honestamente, porque mientras que para Correa entre él y Alfaro no media más que una serie de ignominiosos presidentes, representantes de la oligarquía, Alfaro tuvo la magnanimidad de reconocer lo que otros hicieron antes que él, y como un hombre realmente grande, honró incluso la memoria de su peor enemigo, Gabriel García Moreno. Sí, él sí, a diferencia de la propaganda actual, reconoció que su obra más emblemática, el ferrocarril, fue empezada por el líder conservador. De hecho, honró su memoria con una estampilla, parte de una serie conmemorativa del tren transandino, del 25 de junio de 1908:

 

Elé, para que luego no digan nada. De hecho, pueden apreciar esta estampilla y el resto de la serie en el Museo Numismático del Banco Central.

¿Será quizás su capacidad para delegar funciones y preparar nuevos líderes? Tampoco lo creo, ya que mientras Alfaro dejó que surjan otras figuras dentro del liberalismo (tanto que inclusive se le dieron la vuelta, al punto que entre sus asesinos intelectuales se hayan algunos de los liberales opuestos a su radicalismo), el correísmo se ha caracterizado por constantes purgas, a tal punto que es casi imposible que de sus filas surja alguien que haga las veces de un Leonidas Plaza. El liberalismo de inicios del siglo XX fue lo suficientemente amplio, a diferencia de AP, que no pasa de ser un coro de alzamanos. Si destacas, si piensas por tu cuenta, vayan a preguntarles a Alberto Acosta, a los Ruptura, o al resto de defenestrados de qué va la cosa.

¡Ah, seguro será entonces su fe en la participación democrática! Pues… tampoco. Mientras que Correa fundamenta toda su legitimidad en constantes llamados a las urnas y considera que quienes jamás han ganado una elección no merecen opinar siquiera sobre el manejo del país, Alfaro cuando menos recelaba del sistema electoral. No son pocas las veces en que ha sido citado haciendo alusión a que no perdería por unos papelitos lo ganado en el campo de batalla.

En otras palabras: naranjas. Honestamente, encuentro muchas más similitudes y logros compartidos entre don Eloy Alfaro y su ya mencionado alter ego, don Gabriel García Moreno, pero eso da para un documento aparte.

¿Entonces, por dónde? ¿Dónde están las similitudes? Ni en lo físico, porque don Eloy era chiquito y barbudo, a diferencia de nuestro corpulento y lampiño presidente… ¡Ni en la estampa por amor de Dios! Salvo la azarosa coincidencia de que ambos compartan el segundo apellido (Delgado, cosa que parece fascinar a Correa Delgado) no hay nada digno de mención. Debe ser que no he visto el power point argumentativo, porque en este país, para que algo sea verdad, debe aparecer en un power point los sábados por la mañana, con una cansina voz en off que devela las verdades que todos, menos el gobierno, intentan ocultar. A fin de cuentas, ha sido facilito: está de pedirles que el próximo sábado pasen el power point de rigor y solucionada mi ignorancia.

Así que, eso de “reescribir la historia”, si bien ahora lo dice abiertamente (al igual que aquello de las expropiaciones por interés público), no tiene nada de nuevo: Correa lleva 5 años prostituyendo la historia para legitimar su discurso político, sin la objetividad, escepticismo y honestidad que se podría esperar de alguien que se considera un académico.

Enviado por correo  electrónico por Daniel Crespo

Galería de Imágenes
Selecciona una imagen:

Presiona sobre la imagen para ampliarla
Estampilla conmemorativa de la construcción del ferrocarril emitida durante el gobierno de Eloy Alfaro, en la imagen aparece Gabriel García Moreno
Estampilla conmemorativa de la construcción del ferrocarril emitida durante el gobierno de Eloy Alfaro, en la imagen aparece Gabriel García Moreno

Imagen: Agencias / Internet

Categorías

» Agregar Enlace
Bitácoras Ecuador Educación y Formación Exploración Genealogía
Historiadores Institutos Librerías Mapas Medios de Comunicación
Museos Organizaciones Por Culturas Por Países Por Periodos
Por Temas

Enlaces a sitios

¡Alégrate el día!
Recibe gratis en tu correo las efemérides históricas del día, los datos más sorprendentes y mucho más.
Idioma: Español / Spanish; Castilian
A Priori - History Directory
Searchable directory of resources and educational material.
Idioma: English / English
Ancient Civilizations - Tracing the Past
Offers a summary of several ancient historical topics and cultures.
Idioma: English / English
Ancient History Resources
Annotated directory features resources for the study of the ancient world. Contains search engines, directories, texts, and reference tools.
Idioma: English / English
Ancient Worlds
Includes information on several ancient civilizations as well as message forums. Additional features are available to subscribers.
Idioma: English / English
Antigua - Historia y Arqueología de las Civilizaciones
Estudios, monografías, textos, imágenes y recursos relacionados con esta etapa de la humanidad.
Idioma: Español / Spanish; Castilian
Antiquity Online
Electronic text chapters describe ancient people philosophy on religion, power, and philosophy. Time line covers the period from the rise of agriculture to the early middle ages.
Idioma: English / English
Archivo de la Frontera
Banco de recursos históricos distribuido por áreas geográficas.
Idioma: Español / Spanish; Castilian
Artehistoria
Biografías de personajes históricos, galería de grandes maestros de la pintura y foros de participación para los amantes de la historia y el arte
Idioma: Español / Spanish; Castilian
ArteHistoria.com
Contiene artículos, noticias, comentarios de revistas, crónicas, foros de discusión y libros.
Idioma: Español / Spanish; Castilian


Artículos



Imágenes

 


Videos

 


Noticias


Entradas


Libros

 



Home Atrás Arriba


Estamos en:
 Blogalaxia
 Directory of Science Blogs
 

 
Ciencia1.com:
2019 Ciencia1.com - Ciencia y Tecnología. Permitida la reproducción siempre que se señale la fuente y enlace correspondiente a cada material info@ciencia1.com